15 de mayo de 1888

La arquitectura del Hierro en Gustave Eiffel

El 15 de febrero de 1832 nación en Dijon (Francia) uno de los ingenieros más importantes de la historia y de los mayores representantes de la conocida “arquitectura del hierro”, donde el hierro visto es parte de la estructura y la forma del edificio, utilizándose para puentes y viaductos, andenes ferroviarios, invernaderos, pabellones expositivos, galerías cubiertas, fábricas, mercados, almacenes comerciales, kioscos comerciales y de música e, incluso, mobiliario urbano.

Alexandre Gusteve Eiffel empezó a ser reconocido por la construcción de puentes para la red francesa ferroviaria. El más conocido es el viaducto de Garabit. Sus obras se caracterizaban por la suma de artesanía y diseño. Pero si es conocido por el algo es por la Torre Eiffel.

Gustave Eiffel, Viaducto de Garabit, 1881 - 1884
Gustave Eiffel, Viaducto de Garabit, 1881 – 1884

En 1867 funda su propia consultora y constructora Eiffel et Cie., donde empezó a adquirir prestigio internacional por el uso del hierro en puentes, grúas, estaciones, etc.

Mediante un concurso público fue el encargado de diseñar y construir el puente de María Pía, entre 1876 y 1877, sobre el río Duero a su paso por O Porto. Consiste en un doble arco que sostiene una vía de ferrocarril. Se utilizó durante 114 años, hasta 1991, cuando fue sustituido por el puente de San Juan.

La Torre Eiffel fue construida entre 1887 y 1889 para la Exposición Universal de París de 1889, que coincidía con la conmemoración del centenario de la Revolución Francesa. En un principio se iba a llamar Tour de 300 Métres (Torre de 300 Metros). Diseñada por Maurice Koechlin y Émile Nouguier, construida por Gustave Eiffel y el encargado de darle su aspecto definitivo fue Stephen Sauvestre.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Construida en dos años, dos meses y cinco días, y con 300 metros de longitud, aunque posteriormente se le añadió una antena que prolongó su altura hasta los 324 metros, es el monumento más visitado del mundo, con 7’1 millones de visitantes cada año.

Eiffel también fue el encargado de diseñar la estructura interna de la Estatua de la Libertad de Nueva York, y el elevador de Santa Justa, en Lisboa, con forma de torre medieval con decoración gótica.

elevador_de_santa_justa_02

Pero no solo en Europa se quedaron sus construcciones. En países como Chile, Bolivia, Ecuador o México pueden disfrutar de los diseños del francés. De hecho, en Orizaba (Veracruz), el Palacio de Cristal fue construido en Bélgica y trasladado desarmado hasta México.

 

Tras su retirada de la ingeniería, por un caso de corrupción en el Canal de Panamá, se dedicó a estudiar meteorología y aerodinámica, haciendo importantes contribuciones.

Pese a ser mundialmente conocido por la Torre Eiffel, sin Gustave Eiffel y su empresa, la arquitectura y los edificios actuales, herederos del hierro, no podrían haber llegado hasta donde llegan hoy, ya que el hierro fue el primer paso para los rascacielos actuales.

Un comentario en “La arquitectura del Hierro en Gustave Eiffel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s